Dirigida por Steven Soderbergh en 2000.

Se trata de una película construida por varias historias lejanas unidas por la realidad del tráfico y consumo de drogas. El nuevo máximo responsable de la lucha contra el tráfico de drogas -papel interpretado por Michael Douglas- se ve obligado a vivir y conocer las consecuencias de la adicción en su propia hija, la esposa -Catherine Zeta Jones- de un traficante al que acaban de encarcelar intenta mantener el control que tenía su marido y librarle de la condena mientras un honrado policía mejicano -Benicio del Toro- va descubriendo la implicación de prominentes ciudadanos en el tráfico de drogas.   

Traffic